Las claves de la funcionalidad en las cocinas integrales modernas

Escrito por el noviembre 20, 2018 en Blog | 0 comentarios

Las claves de la funcionalidad en las cocinas integrales modernas

 

Los constructores en Alicante tienen claro que una cocina integral moderna puede ser muy funcional si se tienen en cuenta determinados aspectos a la hora de diseñarla. Por eso, suelen aconsejar a sus clientes que tengan en cuenta distintos aspectos. Suele aconsejarse comprar electrodomésticos de bajo consumo y de alta calidad, sobre todo si se van a integrar en la cocina. También se suelen dar pautas sobre cuáles son los aspectos en los que es posible regatear y en cuáles no. Por ejemplo, se puede ahorrar comprando un alicatado que no sea de firma, pero hay que procurar que la encimera sea de la mejor calidad, sobre todo si va a tener mucho uso.

Pero quizás lo más importante sea dar unas pautas generales para conseguir una cocina integral moderna muy funcional y adaptada a cada familia. Estas son las principales pautas.

 

  • La distribución: la base de todo

 

Uno de los aspectos más importantes para que una cocina sea funcional es su distribución. Existen muchos tipos de cocina: lineales, en ele, en forma de u, con o sin isla… pero no podemos elegir la forma de la cocina solo en base a lo que nos gusta, sino que hay que adaptarse al espacio con el que contamos.

Por mucho que nos gusten las islas si el espacio es pequeño es mejor prescindir de esa idea, porque acabaríamos teniendo una cocina demasiado estrecha en la que no sería cómodo cocinar. Si existen columnas o ventanas, estas también van a influir en la manera en la que podemos distribuir los muebles.

Otro aspecto que va a influir en la distribución de la cocina es el tipo de obra que se va a realizar. No es lo mismo que queramos limitarnos a cambiar los muebles de la cocina y los electrodomésticos que vayamos a realizar una reforma integral con cambio de tuberías y de sistema eléctrico. En el primer caso nos va a condicionar el lugar en el que hay desagües o enchufes, mientras que en el segundo caso, todo eso lo decidiremos durante la obra.

Al ser algo tan importante, es bueno dejarse aconsejar sobre la distribución del espacio. Las empresas constructoras pueden dar muy buenos consejos sobre esto pero si queremos ir un poco más allá podemos solicitar los servicios de un diseñador de interiores, especialmente si se quiere realizar una distribución de cocina, comedor y sala de estar.

 

  • El equipamiento: piensa en los detalles

 

¿Qué necesitas para tu cocina? Comienza pensando a lo grande, haz una planificación de máximos con todos y cada uno de los detalles que te gustaría que hubiera en ella: cafetera integrada, placa de seis fuegos, vinoteca… A continuación haz una lista con todo eso ordenado por necesidad: ¿qué vas a utilizar más? ¿Qué cosas son imprescindibles en tu cocina?

Por último, puedes ajustar cada una de esas cosas a tu presupuesto. Por ejemplo, la placa de seis fuegos puede acabar siendo una de tres para abaratar costes, pero tal vez no quieras ahorrar en tu extractor si tu cocina está unida al comedor, ya que de la calidad del mismo dependerá que puedan o  no ir humos hacia esta habitación.

Tras estas operaciones podrás saber qué equipamiento puedes permitirte y cuál tendrá que quedar relegado. Realizar esta planificación es útil ya que a veces nos daremos cuenta de que estábamos aspirando a demasiado pero otras veremos que ajustando bien los gastos podemos conseguir llegar más lejos de lo que habríamos pensado si nos hubiésemos planteado una cocina solo con lo imprescindible.

 

  • Los materiales: ¿necesitas lo que más te gusta?

 

La elección de los materiales para conseguir una cocina funcional es también importante. Hoy hay tantas elecciones en el mercado que puede llevar a confundir a cualquiera. Por eso, antes de preguntarnos qué es lo que más nos gusta, deberíamos definir qué es lo que necesitamos.

No son las mismas las necesidades de una persona que vive sola y que prácticamente no cocina nunca en casa pero que quiere una vivienda de diseño que las de una familia que hacen vida en torno a la cocina varias veces al día.

Si tu prioridad es el diseño, entonces necesitas lo que más te gusta pero si quieres que tu cocina sea funcional déjate aconsejar por los profesionales para que te ofrezcan lo que mejor te conviene según el uso que le des a la cocina: si coméis en ella, si se cocina a diario, si os gusta tener muchas reservas en las alacenas o hacéis la compra con mucha frecuencia etc.

Cuánta más información se dé sobre el uso de la cocina, más acertados serán los consejos que se puedan dar. Por cierto, también es fundamental el tiempo del que se disponga para limpiar, ya que eso va a tener importancia en el diseño. Unos armarios muy trabajados o con muchos cristales pueden ser bonitos, pero requieren tiempo para limpiarse, mientras que las puertas lisas lacadas son más sencillas, pero se limpian en cuestión de minutos con un paño de microfibra.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *